Bienvenido una semana más a La Academia de Marketing Online; el podcast donde aprenderás las cosas más importantes que necesitas saber para crear un blog rentable (y sostenible en el tiempo).
Llevo 15 años dedicado profesionalmente al mundo del marketing digital y durante este tiempo algunas cosas han salido bien, y otras menos bien. 
¿Pero sabes qué? No he dejado de aprender en ningún momento y precisamente en este podcast quiero compartir contigo todo lo que he aprendido por el camino incluyendo las claves para construir un blog de éxito, ideas para multiplicar tu audiencia, las técnicas más eficaces para monetizar tu tráfico y la motivación necesaria para que todas las piezas encajen…
Una de las mayores frustraciones del blogger es dedicar horas o incluso días a escribir un post y que luego nadie lo lea. Nos ocurre a todos, tanto bloggers principiantes como veteranos.
Evidentemente el tráfico juega un papel crucial en toda esta ecuación (cuantas más visitas tenga tu blog más personas leerán tus artículos) pero el problema es que si los titulares de tus posts no llaman la atención, incluso si tienes mucho tráfico puede darse el caso que pocas personas realmente te lean.
Y no creas que esto es aplicable sólo a los posts de de tu blog, sino también a tus publicaciones en redes sociales, correos electrónicos y en definitiva todo lo que publiques en Internet.
Así que en el programa de hoy (el episodio #12 del podcast) te quiero enseñar algunos trucos sencillos que puedes poner en práctica hoy mismo para escribir titulares magnéticos que no pasen desapercibidos.
Si te gusta el podcast te agradecería mucho si pudieras dejarme un comentario y una valoración positiva en iTunes. No te llevará más de 5 minutos:
Como siempre, puedes suscribirte gratuitamente al podcast, escucharlo cómodamente online o descargar los episodios que más te interesen aquí:

Mi Tutorial Paso A Paso ➨ Cómo Crear Tu Propio Blog Desde Cero

x

¿De Verdad Quieres Crear Un Negocio Increíble?

Llévate GRATIS mi guía de 35 páginas para hacerlo bien desde el principio